MLB: AMPLIAR LAS BASES PROVOCÓ MAYORES ROBOS

Columnistas

CHARLANDO BEISBOL

TIRABUZÓN

CHARLANDO BEISBOL

TIRABUZÓN

CHARLANDO BEISBOL

Rojos, Cerveceros y Nacionales están en camino de registrar los totales de bases robadas más altos de cualquier equipo de la MLB desde la década de 1990

MILWAUKEE (AP) — Elly De La Cruz, de Cincinnati, entiende cuánta distracción causa a los lanzadores contrarios cada vez que se embasa.

“Parece que se ponen un poco nerviosos cuando salgo”, dijo De La Cruz, quien lidera las Grandes Ligas con 37 robos, a través de un traductor.

Con De La Cruz a la cabeza, los Rojos están robando bases a un ritmo no visto en las últimas tres décadas. Y los Cerveceros de Milwaukee y los Nacionales de Washington les pisan los talones.

Ningún equipo en este siglo ha robado más de 200 bases en una sola temporada (los Mets de Nueva York de 2007 tuvieron exactamente 200). Los Rojos, Cerveceros y Nacionales están en camino de superar esa marca mientras aprovechan los cambios de reglas implementados el año pasado para ayudar a estimular el juego terrestre.

Cincinnati tiene 107 robos en sus primeros 74 juegos y está en camino de 234. Eso representaría el total más alto para cualquier equipo desde que los Cerveceros de 1992 tuvieron 256, según Sportradar.

Los Cerveceros, líderes de la División Central de la Liga Nacional, tienen 104 robos en 75 juegos y los Nacionales 101 en 74 juegos. Eso pone a los Cerveceros en camino de al menos 224 y a los Nacionales en camino de 221. Ningún equipo ha terminado una temporada con más de 201 robos desde que los Expos de Montreal de 1993 tuvieron 228.

“Como dice el refrán, la velocidad nunca decae”, dijo el jardinero de los Cerveceros, Blake Perkins. «Siempre es algo que tenemos en nuestro bolsillo trasero».

Las Grandes Ligas aumentaron el tamaño de las bases de 15 pulgadas cuadradas a 18 pulgadas cuadradas el año pasado y dictaminaron que los lanzadores sólo podían retirarse de la goma para pedir tiempo muerto o intentar un tiro de pickoff dos veces por aparición en el plato.

Esos cambios de reglas llevaron a 3.503 bases robadas el año pasado (el total más alto desde 1987 y un aumento del 41% con respecto a 2022), además de una tasa de éxito récord de la MLB de más del 80%. La tasa de éxito ha caído al 78,4% este año, pero los equipos de la MLB se habían combinado para 1.653 robos hasta el jueves, 70 más que los que hubo a esta fecha el año pasado.

“Consiguieron lo que querían”, dijo el entrenador de primera base de los Cerveceros, Quintin Berry. “Querían que (robar bases) fuera mucho más fácil. Querían más acción en las rutas base. Y con las reglas, las bolsas y todo lo demás, es más apropiado para los ladrones de bases. Me pregunto si alguna vez harán algo para tratar de contrarrestar eso, porque ahora está aumentando mucho, pero sé que a los fanáticos les encanta, así que probablemente no”.

Si bien los Rojos están aprovechando lo que hicieron el año pasado, cuando lideraron la MLB con 190 robos, los Cerveceros y los Nacionales se volvieron mucho más agresivos esta temporada. Los Cerveceros ocuparon el puesto 11 en las mayores con 129 robos y los Nacionales quedaron en el puesto 12 con 127 en 2023.

Ningún otro equipo tuvo más de 77 robos de cara a los partidos del viernes.

“Renunciar a uno de tus 27 outs en las bases es un no-no, ya sabes, en la era en la que un lanzamiento puede cambiar un juego con un jonrón de tres carreras”, dijo el manager de los Cerveceros, Pat Murphy. “Hay mucho riesgo en ello. Tienes que estar dispuesto a hacerlo. Quizás equipos como el nuestro estén dispuestos a arriesgar. Tienes que tener el personal para enfatizarlo y hacerlo bien”.

El manager de los Nacionales, Dave Martínez, dijo la semana pasada que cree que los Nacionales pueden mantener este ritmo de robo de bases, pero señaló que necesitan hacer un mejor trabajo al elegir sus lugares.

“No quiero quitarnos nuestra agresividad porque es nuestra identidad”, dijo Martínez. “Es lo que somos. Tenemos que hacer eso. No tenemos a esos muchachos en la alineación bateando 30, 40 jonrones. Tenemos que ir más allá de alguna manera y mover la pelota. Dicho esto, hemos tenido muchas conversaciones en los últimos días sobre cuándo correr y cuándo no”.

El entrenador de primera base de los Rojos, Collin Cowgill, dice que robar bases ahora no es tan fácil como lo fue el año pasado porque los equipos se están esforzando más por contener el juego terrestre. Cowgill dijo que los lanzadores abridores de los Diamondbacks de Arizona se deslizaban cada vez que los Rojos ponían un corredor en base contra ellos.

«Eso simplemente no sucedió el año pasado», dijo Cowgill. “Creo que la gente definitivamente está haciendo un mejor trabajo defendiéndolo. Los receptores son más conscientes de ello. Sus posturas son un poco más altas. Están listos para lanzar más. La pierna no se saca tanto. Creo que la gente ha hecho un trabajo mucho mejor este año controlándolo y prestándole más atención que el año pasado, lo cual tiene sentido”.

Cincinnati tiene a De La Cruz en camino de 81 robos, lo que representaría el total más alto para cualquier jugador de la MLB desde 1988. Los Rojos tienen dos jugadores más con robos de dos dígitos (Spencer Steer con 12, Jake Fraley con 11) y otros cinco con al menos seis.

Estos tres equipos no tienen a nadie con más de 12 jonrones, por lo que están buscando otras formas de generar ofensiva. La victoria de los Cerveceros por 5-4 sobre los Rojos el domingo fue un ejemplo clásico.

En la tercera entrada, De La Cruz recibió un boleto con dos outs, se robó una base y anotó desde segunda en un intento errado de pickoff. Cuatro entradas más tarde, Turang alcanzó con un hit dentro del cuadro, se robó la segunda, avanzó a tercera con un mal tiro y anotó con un toque sencillo de Yelich.

«Simplemente diferentes filosofías para diferentes equipos», dijo Cowgill. “Somos más capaces de llegar a la base y causar algo de caos. También lo son los Cerveceros. También lo son los Nacionales. Simplemente pienso (se trata de) la forma en que se construye tu equipo. Si tuviéramos a un tipo con 50 jonrones en el medio del orden, sería menos probable que robemos bases cuando ese tipo esté en el plato”.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Artículos relacionados